VÍA JUDICIAL:
Estamos en esta fase cuando ya no recurrimos ante la Administración que nos ha puesto la multa, sino ante un Tribunal que podrá estimar nuestro recurso y así quitarnos la multa si considera que no se ha respetado el procedimiento.