VÍA EXTRAORDINARIA:
Nos encontramos en la vía extraordinaria, cuando finalmente la Administración nos ha impuesto la sanción, y nosotros entendemos que no es ajustada a Derecho, bien por no haber seguido ésta el procedimiento establecido en la ley, bien por entender nula de pleno derecho la resolución por la que se nos sanciona. Por tanto recurrimos ante la Administración que nos ha sancionado, esta fase del recurso conlleva una nueva revisión del procedimiento para comprobar si se ha producido alguna irregularidad y poder ganar la multa.